Buenos Aires, Martes, 27 de Septiembre
29 agosto, 2022 7:27 Imprimir

Comercio Internacional 4.0 – Mg. Gustavo Fadda

 

Desde el mismo comienzo del siglo XXI y antes de la  emergencia sanitaria más reciente que padecemos originada por el COVID 19, venimos transitando un tremendo  proceso de cambio: la tendencia a la tecnologización e intangibilización de la producción de la economía mundial, determinada por las 6 tendencias que apalancan la Revolución Industrial (Big Data o Almacenamiento en la nube, Inteligencia artificial, Internet de las cosas, Digitalización, Ciberseguridad y Realidad virtual aumentada) más la aparición de otras tecnologías de código abierto como Blockchain,  que están determinando la estructura del comercio internacional y la nueva forma de hacer negocios internacionales, con lo cual entramos de lleno a una cuarta y reciente fase globalizadora conocida como Globalización 4.0., cuya cara visible es el comercio internacional de Intangibles, servicios y propiedad intelectual, que según la OMC constituye el 46 % del total transable a nivel global en términos de valor agregado.

Sin embargo, si se actualizan las técnicas de recolección de datos y formas de registraciones estadísticas que emplea dicho organismo, se deberían registrar miles de millones de dólares que hoy se registran como exportaciones de bienes cuando realmente corresponde registrar como exportaciones de intangibles más otras transacciones que día a día, 24 hs., los 7 días de la semana, los 365 días del año, mediante procesos de tele migraciones, se dan entre casas matrices y filiales o sucursales ubicadas en distintos países, con un altísimo valor económico pero que no registran un precio comercial en frontera, todo lo cual demostraría con total certeza que el comercio global de servicios y propiedad intelectual supera ya el 50 % del total transable a nivel internacional.

Blockchain y el futuro del Comercio Internacional de Bienes.

Gracias a la blockchain, por primera vez en la historia de la humanidad, dos o más partes, ya sean empresas o personas que ni siquiera se conocen entre sí, pueden forjar acuerdos, realizar transacciones y generar valor sin depender de intermediarios (como bancos, instituciones de pago, agencias de calificación y otros terceros) para verificar sus identidades, establecer confianza o realizar las tareas de contratación, compensación, liquidación y mantenimiento de registros de lógica comercial crítica que son fundamentales para todas las formas de comercio.

Ventajas.

1.Facilitar la trazabilidad de los productos comercializados, con la consecuente reducción de costes logísticos y de garantizar la seguridad de la operación hasta el final.

2. Digitalizar los procesos que permitan acelerar la emisión de certificados y, como resultado, los despachos aduaneros.

3. Resolver rápida y eficientemente, el intercambio de datos entre las agencias públicas (aduanas de diferentes países) y empresas (operadores económicos).

4. Modernizar el funcionamiento de las Ventanillas Únicas de Comercio Exterior (VUCES) para agilizar las transacciones y reducir costes, al facilitar el acceso a la información de las partes involucradas.

5. Hacer transferencias internacionales de una manera más rápida y mucho menos costosas que las actuales. Beneficiando también, a las Pymes exportadoras.

Tal lo planteado, podemos afirmar que la cadena de bloques es una herramienta tecnológica que puede facilitar las operaciones de importación/ exportación abaratando las mismas. Ya se utiliza en una amplia gama de actividades, relacionadas directa o indirectamente, con el comercio internacional, permitiendo tener un registro de datos, virtual y seguro, ofreciendo la posibilidad de tener información en tiempo real sobre las transacciones que se dan entre, por ejemplo, un consorcio de exportación, una red de proveedores, un grupo de empresas, etc.

Con la garantía de que esa información será inalterable, cifrada, segura, transparente y accesible para todos los participantes y haciendo que la cadena de valor de la logística, más el transporte, la gestión documental y aduanera, la financiación y los trámites administrativos entre los distintos actores, será mucho más eficiente.
En definitiva, la Blockchain permite optimizar no solo los propios procesos sino que también conlleva a una mejora de todos los procesos públicos y privados asociados, generando una reducción de los costes asociados.

Operatoria actual del comercio global de bienes.

Actualmente, el comercio internacional de bienes sigue estando regulado por criterios del siglo pasado. Sigue habiendo mucha documentación en papel y muchos procesos aduaneros que exigen sello, firma y pasar por determinada oficina.

Entre ellos citamos a los documentos de carácter:

a) Comerciales (facturas, packing list);

b) Financiación (cartas de crédito);

c) Transporte (B/L conocimientos de embarque, AWB guías aéreas, CRT carta de porte);

d) Relativos a productos y procedimientos de aduanas (certificados de origen, sanitarios, fitosanitarios, declaración de aduana e inspección aduanera).

Si bien se ha avanzado para facilitar el trabajo documental con la creación de las Ventanillas Únicas, la digitalización final que se espera lograr es aquella en la que se tenga una cadena donde todos los actores estén intercomunicados y donde la información esté disponible y sea inviolable, superando a los actuales registros en hojas de cálculo de una computadora y de archivos pdf´s  editables.

Si bien el problema con todo lo digital era que podía copiarse, la blockchain permite registrar compras, escrituras, documentos o cualquier tipo de bien digital, y que no pueda ser falsificado.

El futuro llegó.

Según el BID, blockchain permite el registro de datos virtuales y seguros al brindar información en tiempo real sobre las transacciones entre grupos, ya sean miembros de una corporación, una red de proveedores, un fondo común de inversión o una cadena de abastecimiento internacional.

En este escenario las posibilidades para la blockchain son enormes, desde la eliminación de intermediarios, la reducción del riesgo y la verificación documental, hasta el seguimiento y la trazabilidad de la cadena de suministros.

La OMC afirma, que la cadena de bloques puede revolucionar diversas esferas del comercio internacional, desde su financiación, los procedimientos aduaneros y la propiedad intelectual.

En comercio internacional y en el transporte facilitaría su transparencia, aumentaría la seguridad, sin tantos papeles de por medio (conocimientos de embarque, certificados y cartas de crédito), ganando eficiencia en aspectos vitales como seguridad, simplificación de procesos, velocidad en transacciones, costes y exactitud de los datos.

El caso IBM.

Es una de las empresas de tecnología más dedicadas que se ha convertido en sinónimo de blockchain, llevando la misma al ámbito empresarial y gubernamental con su blockchain basado en permisos. En 2018, AP Moller-Maersk e IBM anunciaron su intención de establecer una alianza (empresa conjunta), para proporcionar métodos más eficientes y seguros en el manejo del comercio global, utilizando tecnología blockchain, siendo su objetivo brindar una plataforma de digitalización del comercio global, desarrollada conjuntamente y llamada TradeLens, construida sobre estándares abiertos y diseñada para ser utilizada por todo el ecosistema global naviero. Se brindará más transparencia y simplicidad en el movimiento de mercancías a través de las fronteras y las zonas comerciales.

La plataforma reúne datos de todo el ecosistema de la cadena de suministro global, incluidos remitentes, transportistas marítimos, operadores de terminales e intermodales, etc., con el objetivo de reemplazar los documentos manuales y en papel con soluciones digitales habilitadas para blockchain, para facilitar la transferencia de valor digital. Ahora el ecosistema TradeLens incluye integraciones directas con más de 300 organizaciones, que se extiende a más de 10 transportistas marítimos y abarca datos de más de 600 puertos y terminales. A fines de 2021, se han rastreado más de 35 millones de envíos de contenedores, cerca de 2,000 millones de eventos y aproximadamente 16 millones de documentos publicados. El costo y el tamaño de los ecosistemas de comercio mundiales continúan creciendo en complejidad.

Conclusión.

De la mano de la cuarta Revolución Industrial más la tecnología Blockchain, estamos asistiendo a las transformaciones del comercio internacional tanto de bienes como de intangibles, con lo cual podemos afirmar sin lugar a equivocarnos que el Comercio Internacional 4.0 ya está poniendo patas para arriba las formas hasta ahora conocidas de hacer negocios internacionales y más temprano que tarde, modificará para bien los procesos de desaduanamiento en las importaciones y exportaciones de bienes.

Los países de LATAM y el Caribe tienen a su disposición una inmejorable oportunidad: aprovechar blockchain para expandir el comercio intrarregional  y con el resto del mundo, contribuyendo de esa manera a su recuperación económica.

Mgter Gustavo Fadda

Docente Universitario

Especialista en Comercio Internacional

 

UNCTAD en la Asamblea General 2022 19 septiembre, 2022 7:05

UNCTAD en la Asamblea General 2022

Cooperación entre la OMA y la OMS 12 septiembre, 2022 15:12

Cooperación entre la OMA y la OMS

Comercio bilateral Argentina – Brasil 12 septiembre, 2022 14:48

Comercio bilateral Argentina – Brasil

Other News