Buenos Aires, Lunes, 26 de Julio
22 febrero, 2021 17:15 Imprimir

Los desafíos que la Organización Mundial de Comercio (y su nueva directora) tienen por delante – Mg Adriana H Narváez

 

El 2021 arranca con aires de renovación en la Organización Mundial de Comercio.

Hace apenas unos días, el 15/02/2021 se oficializó, finalmente, la designación de la nueva directora general del organismo.

La elegida fue la ex Ministra de Finanzas de Nigeria, Ngozi Okonjo – Iweala.

Desde la renuncia un año antes de la finalización de su mandato del brasileño Roberto Azevedo anunciada en mayo de 2020 y efectivizada en agosto de ese mismo año, la dirección formal del organismo había quedado acéfala y había comenzado el proceso de selección de los distintos candidatos, arribando a la fase final la ahora elegida directora y la actual Ministra de Comercio de Corea del Sur Yoo Myung – hee.

Con la llegada a la presidencia de Estados Unidos de Joe Biden, el proceso comenzó a cambiar de forma, ya que dicho país que hasta la finalización del mandato de Donald Trump había apoyado a la candidata coreana, dio un giro respaldando a Okonjo – Iweala y así finalmente con el retiro de postulación por parte de la funcionaria coreana, concluyó el proceso de selección.

Ahora bien, además de marcar un hito por ser la primera persona africana y mujer al frente de este organismo, la funcionaria tiene en esta coyuntura varios desafíos que enfrentar.

En primer lugar, fomentar mejores condiciones en el comercio mundial de forma de ayudar en la recuperación que deberá darse tras los efectos que la pandemia generó. En este sentido, es importante considerar que según el informe de Octubre de 2020 de la organización, la caída en el volumen del comercio internacional se estimaba en 9,2 % (en relación a la previsión realizada por el mismo organismo en mayo de ese año en donde se preveía que sería del 12,9 %). Asimismo en dicho informe de octubre, se planteó un crecimiento de alrededor del 7,2 % para el corriente año.

Claramente, el organismo puede hacer mucho para que esto efectivamente suceda, planteando un marco de referencia a nivel internacional que facilite dicha situación.

En segundo lugar, otro punto importante a destrabarse es la designación de miembros del órgano de apelaciones de la organización, el cual está bloqueado desde diciembre de 2019 esencialmente por Estados Unidos quien se ha negado a participar de la designación de jueces paralizando el funcionamiento del mismo al no contar con los miembros suficientes para su funcionamiento.

Más allá de estas situaciones claves, no podemos dejar de mencionar dentro de los temas importantes que también deberá afrontar la nueva directora, algunos puntos de agenda bien concretos como es el llevar adelante la organización de la 12a reunión ministerial (la misma se debió haber llevado adelante en Junio de 2020 en Kazajistán, pero a raíz de la pandemia y la renuncia del ex director general fue aplazada).

Se estima que la misma finalmente se llevará adelante durante este año, pero aún no hay precisiones.

Otro de esos puntos de agenda mencionados, tiene que ver con un ítem que fue, tal vez, en el que más se avanzó durante la última conferencia ministerial (llevada adelante en Buenos Aires, Argentina en diciembre de 2017) que está vinculado a la eliminación de los subsidios a la pesca y la limitación de la pesca ilegal. Si bien, como dije, fue uno de los puntos que a nivel teórico más se logró consensuar durante la conferencia ministerial pasada, en la práctica sigue siendo un tema candente para muchos países que ven como los subsidios y, especialmente, la pesca ilegal y no controlada hacen mella no sólo en sus economías y comercio, sino también a nivel de sus recursos naturales y protección medioambiental.

A todo esto se suman viejos debates como la negociación por los subsidios agrícolas, el algodón y dos que han ido surgiendo en los últimos años como son la regulación del comercio electrónico y la potencial reforma del organismo en pos de hacerla más acorde a las dinámicas actuales.

Como se advierte claramente, la nueva directora general tiene por delante un gran desafío y tal como ha mencionado en su discurso inaugural, una motivación extra al asumir su cargo precisamente por llegar en un momento en donde el rol de la organización está un tanto devaluado y sería un elemento de gran motorización y dinamismo para el comercio internacional que vuelva a tener una actuación central y preponderante en busca de bregar por un comercio más libre, inclusivo y justo para todos sus países miembros.

Mg Adriana H Narváez.

Rectora Instituto de Capacitación Aduanera

febrero 2.021

 

 

Other News