Buenos Aires, Miercoles, 16 de Junio
8 febrero, 2021 20:09 Imprimir

Escasez de contenedores en el comercio mundial – Falta de equipos y aumento de tarifas – Lic. Florencia Masolini

 

 

 

El aumento en la solicitud de contenedores está generando una escasez significativa de equipos. La alta demanda de transporte marítimo actualmente se ve intensificada por tres factores: la pandemia, las festividades y los problemas de asímetria en todo el mundo.

El año pasado fue atípico debido a la pandemia y a las diversas medidas que se tomaron para intentar contenerla, tales como el cierre de fronteras y de actividades económicas, generando una reducción de operaciones en los puertos y, por ende, una disminución del personal operativo. Las navieras también se vieron afectadas ya que fueron forzadas a cerrar algunas rutas y a restringir la oferta de contenedores. Estas acciones produjeron congestión y demoras en los puertos. Adicionalmente y como consecuencia, durante el primer semestre del 2020, muchos contenedores que se encontraban en destino no pudieron ser descargados y/o devueltos a Asia. Aún hoy en día, este escenario sigue siendo similar en algunos países.

No es el caso de China, que contínua posicionada como fábrica del mundo. Al contrario del resto del planeta, ha controlado (al menos momentáneamente) la pandemia y se ha recuperado tanto económica como productivamente a una velocidad superior al resto. Asistida por ayudas económicas del gobierno, China logró regularizar su producción en marzo y volvió a exportar regularmente en abril del 2020, incluso a niveles similares previos a la pandemia.

Los volúmenes de importación norteamericana repuntaron recién en el segundo semestre, cuando Estados Unidos comenzó a levantar los bloqueos iniciales originando así un aumento de demanda en el tráfico Asia – América del Norte, pero no viceversa. La principal causa de este incremento es la famosa “peak season”, temporada alta entre agosto y octubre donde Estados Unidos se prepara para recibir el Black Friday y la Navidad, importando grandes cantidades de productos, principalmente desde Asia. Por parte de China el factor principal que afectó la disponibilidad de contenedores fue la Golden Week, semana en la cual a principios de octubre los chinos se toman vacaciones por el Día Nacional, presionando aún más para que lo embarques salgan de sus puertos previo a dicha fecha, intentando evitar congestiones y problemas de espacio.

Se generó un desequilibrio comercial entre los productores de Asia y los consumidores, principalmente de América del Norte y de la Unión Europea. A este fenómeno se le suman las festividades en diversas partes del mundo, que normalmente y sin restricciones siempre impactan en la demanda y la oferta mundial de containers, y las limitaciones derivadas de la pandemia. Esta mezcla simultánea de eventos generó una falta de contenedores en China sin precedentes.

Es por la suma de todos estos factores a nivel mundial que los niveles de precios de los fletes se encuentran muy por encima de los valores usuales, alcanzando récords históricos. En lo que respecta al tráfico hacia Argentina se han registrado tarifas que han quintuplicado su nivel, valores que generalmente rondaban los USD 2000 hoy están alcanzando los USD 10000.

La demanda está superando ampliamente la capacidad logística, y la crisis se ve reflejada directamente en las tarifas de flete cada vez más elevadas. Con el comienzo del Año Nuevo Chino a mediados de febrero (otra semana de feriados), hay aún más presión sobre la capacidad y los precios de los fletes, acentuando la ralentización de la logística. Todo indica que pueden pasar varios meses hasta que se restablezca el equilibrio.

Lic. Florencia Masolini

Febrero 2021

fmasolini@gmail.com

 

 

 

Other News