Buenos Aires, Sabado, 21 de Enero
14 marzo, 2013 8:06 Imprimir

Agenda entre Uruguay y San Petersburgo se concretará en grupos de trabajo permanentes

El Presidente de la República, José Mujica, encabezó una reunión de trabajo con el vicepresidente de la Asamblea General de la ciudad rusa de San Petersburgo, Vyacheslav Makarov, la segunda urbe más grande de la Federación Rusa. Ambas delegaciones conversaron sobre intercambio comercial, desarrollo de energías alternativas, industria naval, educación y tecnología. El objetivo es instalar grupos de trabajo en varias áreas.

 

 

El ministro de Relaciones Exteriores interino, Roberto Conde, subrayó que San Petersburgo es la puerta principal para el ingreso de Uruguay a la Federación Rusa: “Todo nuestro comercio entra por allí”, señaló. “Sin dudas, en las relaciones MERCOSUR-Rusia, San Petersburgo ocupa el lugar predominante; por eso le dimos tanta importancia a esta visita”.


“El Presidente lo marcó. Las relaciones con Rusia en general y con San Petersburgo en particular son relaciones de prioridad estratégica”, concluyó Conde, quien calificó la visita como “excelente”. El próximo paso es instalar grupos de trabajo en temas específicos para concretar las intenciones expresadas durante la visita de la delegación.


Conde señaló que en nuestro país existen distintas modalidades de asociación entre particulares y de estos con el Estado, con lo cual el campo jurídico es amplio y flexible para trabajar en todos los aspectos. Recordó que la ciudad rusa cuenta con una fuerte presencia del sector público en rubros estratégicos, por lo que no se descartan entendimientos de carácter público-público, tanto en inversiones como en investigación tecnológica y cooperación educativa.


Industria naval y la producción energética

Luego de la reunión, el ministro de Industria, Energía y Minería, Roberto Kreimerman, indicó que el diálogo entre las autoridades uruguayas y rusas, en materia de producción y energía, se ubicó en temas vinculados a la industria naval uruguaya y a la construcción de microturbinas para la producción de energía hidroeléctrica.

 

Sobre la industria naval, señaló que la experiencia rusa en construcción de barcos es muy importante para un rubro que, en Uruguay, se transforma de manera muy dinámica, gracias a la demanda de la región, y al desarrollo de un polo naval en nuestro país.


En cuanto a la generación hidroeléctrica, Kreimerman explicó que la experiencia rusa en la construcción de grandes generadores de energía en los cauces de los ríos más importantes es parte de su historia más rica, pero el interés uruguayo es desarrollar esta estrategia en los pequeños cauces, con pequeñas centrales hidroeléctricas de dos a cinco megavatios. Se creó un grupo de trabajo para avanzar en este punto.


La ciudad de San Petersburgo cuenta con un estatuto autónomo en la Federación Rusa y tiene un peso relevante en varios aspectos de la vida de ese país, inclusive en las relaciones internacionales. San Petersburgo fue fundada el 27 de mayo de 1703 por el zar Pedro “el Grande” y fue testigo de todos los avatares de la historia rusa, al punto que cambió varias veces de nombre (Petrogrado, de 1918 a 1924, y Leningrado, de 1924 a 1991, cuando retorna a su nombre original). Desde esa fecha hasta 1918 fue la capital rusa. Actualmente cuenta con cinco millones de habitantes. La ciudad es un polo industrial, tecnológico, educativo y naval para todo el oeste de Europa.

 

Fuente: Presidencia de la República Oriental del Uruguay

Other News